Todos los deportes extremos tienen su mínimo riesgo.  Puedes romperte una pierna, quedar cubierto de arena o nieve,  tener que comer papilla durante el resto de tu vida…. Sin embargo, el peligro máximo de los deportes extremos son las carcajadas que generan a quienes son los espectadores de estos fallos. Y les advierto: no son errores de tipo normal. Son, como los deportes que veremos, totalmente extremos.

Consigue aquí tu cámara oculta y graba tus propios videos.
6 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.