, , , , , , ,

La venganza se sirve en frío y con spray de pimienta

Están de moda los vídeos de parejas de novios que se retan entre los dos a hacerse trastadas y grabarlas en vídeo. Y no vamos a ser nosotros los que nos opongamos, pero sí podemos prever que a este paso va a haber más de una ruptura sentimental propiciada por algún vídeo de Youtube. Mientras tanto, aprovecharemos para echarnos unas buenas risas con estos “piques” que cada vez van subiendo más en intensidad y mala leche. Por ejemplo, este vídeo que os mostramos a continuación.

La chica se quiere vengar de la última broma que le ha gastado su novio (aunque no entendamos lo que dice, que tampoco importa mucho), y para ello se va a servir la venganza bien en frío y en estado gaseoso. Concretamente con spray de pimienta. Pero no lo va a rociar en la cara de su amado, no. Más bien lo va a distribuir generosamente a lo largo del rollo de papel higiénico del cuarto de baño. Para que cuando su Romeo acuda a su cita puntual con el señor Roca, acabe… bueno, para que acabe como podréis ver en el vídeo. Ya adelantamos que precisamente no sale del cuarto de baño cantando la Traviatta, sino más bien dando otro tipo de alaridos.

Y si esta broma puede ser original a pesar de su mala leche, ahora os traemos otra broma más inocente pero que es todo un clásico que nunca muere. Nos referimos a la broma de la cuerda invisible. Para los que no sepan de qué va la cosa, es algo muy sencillo. Basta con ponerse dos personas una a cada lado de la calzada, haciendo como que están tensando una cuerda, y esperar a que llegue un coche. El grado de porcentaje de éxito de la broma dependerá de la miopía o de las prisas del conductor, pero desde luego cuando la broma es un éxito, la gente se parte de la risa, y por eso es un clásico inmortal de cualquier tarde de verano aburrida sin nada mejor que hacer. ¡Y tampoco vamos a ser nosotros los que nos opongamos a ello, oiga usted!
https://www.youtube.com/watch?v=vEZ6JRYOdSg

Camaras ocultas - Tienda mini camaras ocultas
0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *