Entradas

, , , , ,

No te duermas nunca en una obra...

...y mucho menos si tus compañeros son rusos sin escrúpulos. No pienses que te vas a escaquear del trabajo echándote un sueñecito, porque ni siquiera la resaca de la noche anterior te va a servir como excusa. Y si no, mira lo que le pasa…